Averías más frecuentes en calderas: te detallamos las cinco que más se repiten

Hoy, desde Intergas, os explicamos cuáles son las averías más frecuentes en calderas.

En verano se olvida muchas veces que hay que cuidar la caldera, por lo tanto el primer día que inesperadamente hace frío, la caldera se rompe… la recomendación es mantener las calderas revisadas.

En primer lugar, y antes de comenzar con las averías más frecuentes en calderas, os recomendamos que, si te encuentras en esta situación, no dudes en contactar con un experto.

¿Qué ocurre si no funciona el agua caliente?

Si, por ejemplo, abres el grifo del agua caliente, y esta sale fría a lo largo de los minutos, seguramente exista algún problema con la presión de la instalación.

La solución con este aspecto simplemente es abrir la llave de llenado, observar el manómetro y mantenerla abierta hasta que veas que la presión sube hasta el baremo entre 1 y 1,5 bar.

Si ves el manómetro y este marca valores normales, puede haber sucedido algún otro problema con otras piezas, válvulas o similar. Llama al profesional para que la revise.

¿Y si la caldera hace ruidos extraños?

Si en el funcionamiento normal de la caldera escuchas ruidos raros, silbidos o similar, seguramente esté sucediendo porque esta tiene aire en su interior.

La recomendación es que purgues los radiadores. De esta manera debería desaparecer el ruido extraño.

Si aparece un código error en la caldera y no se enciende, es un problema grave. Llama con urgencia a un profesional para que acuda y te de una solución.

El problema en este caso podría ser una obstrucción en la salida de humos.

Si la caldera hace el chispeo, a lo mejor han cortado el gas o la llave de gas se encuentra cerrada.

La solución es comprobar el estado de la llave de paso y el contador de gas, para ver que todo está en orden.

¿Y si la calefacción se apaga de repente?

La bomba de recirculación será seguramente el problema en este caso. La única manera de solucionarlo es mediante los manos de un profesional ya que se deberá desmontar la caldera y es un proceso complejo.

El motivo por el que sucede esto es porque la temperatura de la caldera sube muy rápido y a consecuencia de eso la caldera por seguridad se apaga.

Como ya sabes, las calderas Intergas cuentan con una garantía de 15 años debido a sus pocas averías. Nuestros productos se pueden considerar una inversión, ya que disminuyes las probabilidades de tener cualquiera de estos problemas.