Termostato Inteligente: como ayuda a ahorrar

Nos estamos encaminando a un mudo en el que las variaciones de temperatura cada vez so más extremas y en el que se suceden olas de calor a temperaturas bajo cero en tan solo dos días. Seguramente os haya sucedido el tener la calefacción encendida en invierno y, al salir a la calle, darse cuenta que hace casi más calor fuera que dentro. Esto nos abre un ahorro potencial en adelante: si podemos inventar un aparato que varíe la potencia de la calefacción según las necesidades climatológicas y sin tener que estar en todo momento pendiente, veríamos como la factura de la calefacción se reduciría considerablemente.

Termostato Inteligente

Los termostatos inteligentes cuentan con capacidad para conectarse a otros dispositivos externos como tu teléfono móvil, ordenador o tableta, a través de conexiones independientes Bluetooth o a través de la Wi-Fi de tu casa.

Ventajas del termostato inteligente

• Gestiona la configuración desde cualquier punto del mundo: en realidad, es una ventaja que te da internet y el tener el termostato conectado a la red.
• Crea rutinas de temperatura, o de encendido y apagado: no llegues a una casa congelada al volver del trabajo. Programa la calefacción para que se encienda antes.
• Algunos se pueden controlar a través de voz con un asistente virtual. Ni siquiera necesitas coger el móvil.

¿Cuánto se puede ahorrar?

La mayoría cuestan menos de 250 euros, y suponen un ahorro considerable en la factura mes a mes. En menos de tres años lo has amortizado, sin contar lo que contribuyes a frenar el calentamiento global consumiendo menos energía.

El ahorro en consumo energético en calefacción va desde un 15 y más de 40%. Esta variación en el ahorro depende del termostato, de su compatibilidad y del sistema de calefacción que poseas.